Casa de Jaén

FUNDACIÓN  (1888)

Esta fundación se llevó a efecto a instancias del  entonces Obispo de la Diócesis, D. Manuel González y Sánchez. De su puño y letra manifestó a la Madre Soledad: “ el propósito que tenía de hacer en esta capital una fundación de tan piadoso y caritativo Instituto. En su virtud, añade, tengo el gusto de manifestar a Ud. que puede contar con casa e Iglesia,  y las Hermanas estarán bajo mi protección.

La respuesta afirmativa de M. Soledad no

Como aún no estaba la Casa que iban a habitar preparada del todo, se hizo larga, y el 19 de Junio de 1886, llegaban las primeras Siervas a esta acogedora y tranquila ciudad andaluza, haciendo el n º 41 de las fundaciones hasta entonces efectuadas por la Santa Madre.

las hospedaron generosa y caritativamente en casa de Dña. Gloria Soriano y su esposo Don Bernabé Soriano. El Sr. Deán, Don Pedro Espinosa, Presidente de las expresadas Conferencias, prestó también su apoyo moral y material a la 

instalación de las Hermanas.

Una vez arreglada la modesta casa de la calle Mesones, n º 18, contigua a la Iglesia de San Antonio, tomaron posesión de la misma el día de la Visitación de Ntra. Señora, 2 de Julio del mismo año. La casa fue cedida a la Comunidad por el celoso Sacerdote, D. Francisco Ruiz de Tejada, confesor desde entonces de las Hermanas.

Las Hermanas, siguen ejerciendo su largo e intenso ministerio de “asistencia domiciliar” con el celo y esmero que les caracteriza; esta misma misión la han ejercido por largos años en algunas Clínicas con igual aprecio y dedicación. 

Son conocidas en esta ciudad jiennense por “las monjas de San Antonio”.

La dirección actual es: C/ Madre Soledad Torres Acosta, 11.  Tel: 953 24 09 55

DATO BIOGRÁFICO CURIOSO Y DE ESPECIAL RELIEVE:   “ESCUELA Y OBRADOR”

   Aunque la finalidad de la fundación de esta Casa, fue la asistencia domiciliar a enfermos, las           Hermanas se vieron en la necesidad de abrir dos escuelas, una para niñas pobres a 

grupo jaén PVla que asistían de noventa a cien alumnas, y otra de pago de muy módica pensión.  Además, pusieron un pequeño Obrador de encajes de Almagro, en el que varias niñas aprendían y trabajaban en los numerosos encargos que hacían a las Hermanas, para así ayudarles en sus necesidades. Todo esto se hizo dos años después de la fundación, o sea en 1888, debido a que las entradas de  asistencia y suscripción que recaudaban, no eran suficientes para el mantenimiento de la Comunidad.

Pues bien:  conviene destacar que entre las numerosas alumnas que pasaron por esta escuela, se encontraba M ª Josefa Segovia Morón, quien años más tarde en colaboración con el P. Pedro Poveda fundaría la Institución Teresiana. Según relatan las crónicas, se distinguía por su gran inteligencia y profunda piedad.

7 Replies to “Casa de Jaén

  1. Quisiera saber si Vdes tienen hospederia para hospedar a invitados que vengan de fuera y si tienen adoracion nocturna. Gracias

    • Sí tenemos adoración nocturna pero hospedería no tenemos.
      Lo sentimos. Anímese a participar en la adoración.

  2. Hermanas tengo un hijo emfermo y necesito que pidan por el en sus oraciones , por amor de Dios ayudenle pidiendo por su sanacion, se llama Victor

    • Lo haremos con mucho gusto y confianza en Dios y nuestra Madre de la Salud.
      Verá como mejora con la fuerza y gracia de Dios.

  3. Hermanas, preciso saber si ustedes trabajan velando enfermos en su domicilio , en caso afirmativo necesito saber como me podría poner en contacto con ustedes para concretar las circunstancias del caso de mi madre.
    un saludo cordial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *